Deseando Probar el Tratamiento en Cabina BeOxy Facial

     El oxígeno es indispensable en la vida humana, sin embargo, nuestro cuerpo no puede producirlo ni almacenarlo, por lo que dependemos de su presencia para poder vivir. Cada célula de nuestro cuerpo, incluidas las células dérmicas, necesitan oxígeno para sobrevivir y no degenerarse, de ahí la importancia de BeOxy, un nuevo tratamiento de estética de los más avanzados a nivel mundial, que además de ayudar a respirar a la piel con un oxígeno puro del 95%, consigue que el tejido celular logre activarse y aumente su capacidad de trabajo y regeneración, consiguiendo un efecto de relleno inmediato en las líneas de expresión a la vez que aumenta la hidratación de la piel gracias al oxígeno puro y a los serums BeOxy utilizados.

     Una amiga mía lo ha probado y siente la piel más activa, tersa, hidratada, revitalizada y sobretodo rejuvenecida. Y lo mejor de todo es que los resultados son visibles desde la primera sesión, si lo habéis leído bien, desde la primera vez que pruebas el tratamiento, puedes ver sus beneficios reflejados en la piel.



     BeOxy Facial es un tratamiento libre de parabenos, no invasivo y apto para todos los tipos de pieles que en tan sólo 60 minutos, consigue resultados inmediatos desde la primera sesión, siendo muy eficaz frente a las líneas de expresión y finas arrugas, consiguiendo un efecto lifting inmediato. Además, no tiene ningún tipo de contraindicaciones ni alergias, es indoloro y no necesita tiempos de recuperación.

     Tal y como me comentó mi compañera, el tratamiento se lo realizaron en una cabina con un ambiente muy agradable a la vez que relajado, que la permitió desconectarse por completo. El tratamiento comenzó con una profunda limpieza facial, que le realizaron con un limpiador bifásico de BeOxy de agradable olor y que le aportó una sensación de frescor inmediata, un producto que además de limpiar la piel, realiza una ligera exfoliación que no agrede la piel ni le crea sensibilidad alguna. A continuación, le analizaron la piel, viendo cuales eran las zonas más afectadas y comenzaron con un baño de oxígeno con una pureza del 95%, mediante un aerógrafo, que a medida que lo iban acercando a la piel, el baño pasó ser un baño de sérum, que humedeció su piel al mismo tiempo que la refrescaba.



     Una vez aplicado el sérum, comenzaron a trabajar todas las problemáticas que presenta la piel, comenzando por la frente, después contorno de ojos y cejas y finalmente la cara, realizando suaves y continuos movimientos circulares y en zig zag sobre las líneas de expresión y arrugas. Ella pensaba que éste sería el momento duro del tratamiento, sin embargo se sorprendió al sentir únicamente una ligera sensación de cosquilleo. En este momento del tratamiento, ya comienzan a rellenarse las líneas de expresión, desapareciendo y consiguiendo una textura más jugosa. El tono de la piel comienza a cambiar.



     Para finalizar el tratamiento, se masajea la piel con el manípulo sellador de BeOxy, un aparato que se desliza suavemente por la piel, aportando frescor y siguiendo la dirección de los músculos faciales, de forma que se crea un efecto push up. Se aplica ejerciendo presión, pero sin resultar molesto en ningún momento, únicamente notas la presión a lo largo de los músculos faciales, algo que a mi amiga agradeció, ya que los músculos se destensaron y se relajaron por completo.

     Mi amiga quedó totalmente alucinada cuando vio como en la mitad de su rostro(ya que primero se realiza el tratamiento en una mitad de la cara y después en la otra mitad), pudo ver el pómulo más elevado, el arco de la ceja más alto, el óvalo facial definido y sus labios más jugosos y con más volumen. Los resultados, al poder compararlos con la otra mitad del rostro no tratada, eran más que evidentes. La piel había recuperado toda su salud, firmeza y elasticidad. Según me lo contaba, mi interés en este tratamiento iba creciendo más y más, ¿No os resulta a vosotras tan apetecible como a mi?



     El tratamiento lo finalizaron con un broche de oro, aplicando una ampolla BeOxy Gold 24k & Hyaluronic, que aporta un efecto tensor y crea un efecto filmógeno, que ayuda a mantener la hidratación de la piel durante más tiempo. Además, también le aplicaron para finalizar y mediante un masaje mioredensificante, una crema protectora solar.



     Yo estoy pensando en autoregalármelo en Navidad, ya está a la vuelta de la esquina, no queda apenas nada. Se recomienda realizar 6 sesiones, de las cuales se realizan 3 semanales, las dos siguientes cada 15 días y después un mantenimiento mensual. El precio por sesión es de 50€.


By Raqueleita

10 comentarios:

  1. Un tratamiento sin duda fantástico para nuestra piel.
    Besitos

    ResponderEliminar
  2. Hola guapa, tiene que ser una maravilla. Besos

    ResponderEliminar
  3. ¡Parece un tratamiento fantástico! Yo tengo esa ampollita, a ver si me animo con ella. Un besote

    ResponderEliminar
  4. Hola preciosa, ya te digo que me encantaría, lo malo es que se me va de precio ;)
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Pues si tiene muy buena pinta, y bueno a mi edad me encantaría hacerlo con todos mis años y mis arrugas!!! ja ja ja para poder dar fe si realmente es efectivo, porque claro esto se lo hace una persona que tiene pocas arrugas y no puedo dar una opinión muy clara y yo por el contrario si que podría, en Valencia creo que no lo he visto por ningún sitio y bueno aunque lo viera ahora no es buen momento, no estoy para gastos extra!!!!! algunos asuntos domésticos se llevaron los caprichitos!!!! Pero el tratamiento si es realmente es efectivo pinta muy bien


    Besos

    ResponderEliminar
  6. La verdad es que está genial y a un precio bastante bueno, me ha gustado mucho.

    ResponderEliminar
  7. Pues yo si tengo arrugas y flacidez y lo he probado. Es una autentica pasada como sales de alli, y en una sola sesión.

    ResponderEliminar
  8. que buena pinta ese tratamiento ¡yo quiero probar!

    ResponderEliminar

Gracias por comentar